Fue creado por Claudia Harari de Harari Landscape Architecture. Para FYJA 2018, el segundo año de vida del jardín, la pradera se complementó con dos especies herbáceas de flor: Salvia coccinea y Crocosmia crocosmiiflora, ambas altamente resistentes a condiciones extremas o adversas de temperatura, suelo y sequía, y atractivas a polinizadores debido a su flor con encendido color. Gracias a la asesoría de María José Soulé, Horticultora Ambiental se hizo el cambio de paleta vegetal. Harari Landscape Architecture donó las estructuras de metal en 2017 cuando se rehabilitó este espacio.
2015
2017
2018
2018
2018
2018